La llegada de Mercadona a Portugal en olor de multitudes no hace Sino más bien más bien acrecentar en sus competidores el miedo y la preocupación, que se percibe desde hace múltiples semanas. Las capturas de decenas de personas esperando para entrar en la tienda de Vila Nova de Gaia (zona de Oporto) son habituales en cada una de las llegadas de Mercadona a un nuevo territorio y hace unos años ya se dieron por poner un ejemplo en el País Vasco. No obstante la llegada de los valencianos a Portugal tiene connotaciones diferentes, por ser el 1er conjunto de retail de España de un cierto tamaño que entra en el país, donde ya hay otros Conjuntos más pequeños como Covirán.

Fuentes del campo reconocen la «gran ansiedad» que ha generado en los ‘retailers’ locales el desembarco de Juan Roig en Portugal, como ha referido la prensa lusa. Analistas del campo Piensan que los dos grandes del país, Continente -con una cuota de mercado en alimentación del 28%- y Pingo Doce -con una cuota del 26%- son prácticamente inalcanzables para Mercadona, que comienza la batalla con una cuota del 0% y que en España tiene un 25%.

De esta manera las cosas, el propósito más ambicioso de los españoles debería ser atacar los puestos de otros competidores que poseen una porción menor del mercado luso. En este conjunto de distribuidores ‘medianos’ en el mercado portugués encontramos a Lidl (10%), Intermarché (9%), Auchan (el conjunto francés que en España regenta Alcampo, con un 6%) y Minipreço, La denominación que utiliza en el país vecino DIA para sus tiendas y que posee un 5% de cuota de mercado en Portugal.

Más lejos aun, con una cuota menos significativa, se halla Aldi, uno de los grandes de Alemania que en Portugal se halla en una posición afín a la de España, tratando de crecer A partir de una posición muy atrasada. En nuestro país, el potente conjunto germano roza los 1.000 millones de facturación No obstante perdió 43 millones de euros en su último ejercicio publicado.

Enfado con el Gobierno

A los dos grandes Conjuntos propietarios de Continente (Sonae) y de Pingo Doce y de la cadena de ‘cash and carry’ Recheio (Jerónimo Martins) les sentó muy mal, y se han encargado de recordarlo todo este tiempo, que el 1er magistrado de la República portuguesa Marcelo Rebelo de Sousa recibiera a Roig en el Palacio de Bélem de Lisboa con cada una y cada una y cada una de las alharacas que merecía una visita de Estado. Roig le mantuvo los planes de Mercadona para Portugal y había recibido el aval público del jefe de Estado portugués.

Por supuesto, este gesto fue considerado una traición por las familias Azevedo (Sonae) y Soares dos Santos (Jerónimo Martins), cuyos patriarcas Belmiro y Alexandre ocupaban en 2017 los puestos tercero y 2do en la lista Forbes de los hombres más ricos de Portugal. Ahora es el patriarca de la 2da familia más rica de España (Después de Amancio Ortega y su hija Sandra) el que viene a disputarles su privilegiado lugar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here