Ibercaja contrató a Rothschild & Co como asesor financiero independiente con el propósito de llenar la preparación de su salida a Bolsa, No obstante jamás se ha descartado en el seno de la entidad una fusión, tal como exhiben las negociaciones en el pasado con bancos como Banco Sabadell o bien CaixaBank.

CaixaBank y Banco Sabadell se aproximaron a Ibercaja en verano de 2017, tal como han confirmado a este periódico fuentes conocedoras, No obstante estas negociaciones, que se produjeron con carácter informal, no llegaron a buen puerto.

Los expertos consultados por OKDIARIO no se creen, ni de lejos, el costo de salida a Bolsa de 1.300 millones de euros de Ibercaja, que sondea al mercado para obtener “al menos” esta cifra, Conforme fuentes conocedoras.

El fracasado ‘matrimonio’ entre Liberbank y Unicaja habría dado lugar al sexto banco de España por volumen de activos, por detrás de Banco Sabadell y justo por delante de Bankinter. De esta manera, el emparejamiento entre Unicaja y De la misma forma Ibercaja dejaría una entidad de un tamaño muy afín. A su vez, los expertos ven en esta intervención un banco resultante interesante, toda vez que Unicaja tiene músculo en Castilla y León y en el sur, al tiempo que Ibercaja lo tiene en Aragón, localizaciones perfectamente complementarias.

Salida a Bolsa

El mercado no se piensa que Ibercaja valga 1.300 millones de euros. «Basta con ver sus beneficios en comparación con el resto del ámbito», explican a OKDIARIO desde uno de los grandes bancos de inversión, que tampoco se piensa que acaben captando esa cifra. «Si lograran salir a Bolsa por 1.000 millones ya se podrían dar con un canto en los dientes», prosigue.

Gisela Turazzini, cofundadora de BlackBird, piensa que el punto duro de Ibercaja es que tiene el 46% de los recursos de clientes fuera de balance. «Por contra, su ratio de capital del 10,6% puede ser el argumento de la privatización de la caja. Por otra parte, sus resultados han sido negativos este año, con un 10% menos en el beneficio trimestral, como consecuencia del ERE», prosigue la experta, que no acudiría a una OPV de Ibercaja por arriba de 870 millones de euros.

«Todo esto nos deja un beneficio normalizado de Ibercaja de 96 millones, lo que, comparado con la valoración media de la banca española cotizada de mercado, daría una valoración de 870 millones, y ya me parecería muy exigente habida cuenta de los riesgos y circunstancias de la compañía», termina Turazzini.

El valor en libros de Ibercaja es de 3.200 millones, con lo que, si colocaran un 35% de la entidad, tal como pretenden, la valoración apenas alcanzaría los 1.100 millones, 200 menos de lo que pretenden. Darío García, analista de XTB, apunta que la salida a Bolsa situaría a la entidad por capitalización en el penúltimo puesto, Solo por delante de Liberbank. «Dada la actual valoración de sus competidores, De la misma forma se asume una salida con descuento para competir en atractivo inversor, reduciendo el valor de la salida», apunta el analista.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here